TRUFFAUT François (1932-1984)

La peau douce (La piel suave) (1964: 9.0)

1) Truffaut, integrante de la Nouvelle Vague, guionista del primer largometraje de Godard, fue un convencido de que había que conectar con el público. No a cualquier precio; pero había que pagar un precio.

 

2) Conectar sin darse aires de grandeza, sin pelucas ni aburridas descripciones. Conectar con los jóvenes: aquellos que pueden hacer un mundo mejor. Revolución es una palabra excesiva. Inapropiada.

 

3) La peau douce es la cuarta película de Truffaut. Confía en Hitchcock y sus alardes prácticos para insuflar suspense a una historia de infidelidad. La vida antes que el cine; la vida derrota al cine, ¿a Truffaut?

 

4) En La piel suave Truffaut confía notablemente en la narrativa clásica, a la que dota de un ritmo intenso. Ausencia de humor en el contenido. Truffaut aún está creciendo y seguramente cree en la sentencia de Godard: una película, una mujer y una pistola.

 

5) La necesidad estilística de un Hitchcock o un Fritz Lang en la romántica historia de amor y adulterio de 1964 se convertirá en una estética de "pasárselo bien" en 1970. Adiós a las utopías. ¿Mejor así?

 

6) Jean Desailly, Françoise Dorléac y Nelly Benedetti interpretan sus papeles con vistas a hacer de su película un drama trágico y seco.

 

7) Al marido culto que diserta sobre Balzac le puede su apetito por conquistar a la joven y bellísima azafata. El individuo es víctima de sus emociones inmediatas, no se resiste. Ese era Truffaut, un no-resistente.