GOULDING Alfred J. (1896-1972)

A Chump at Oxford (Estudiantes en Oxford) (1940: 7.0)

1) “Chump” significa melón o imbécil; y Oxford se supone que es o era la cuna de la inteligencia, al menos de la inteligencia académica…

2) Pues hoy nos han hecho saber que inteligencias hay muchas, que todo el mundo es bueno… en algo. Aunque sea sádico o baladí.

3) Melones son, desde luego, Stan Lauren y Oliver Hardy, el gordo y el flaco, cuyo humor acaso cómico u original en su momento se antoja ahora más discreto, blanco, casi imbécil. A Chump at Oxford combina varios sketchs con el fin de convertirse en largometraje, 60 minutos.

4) En los EEUU e Inglaterra Stan y Oliver son un desastre en cada una de las empresas que empiezan. Todo lo hacen mal: ¡son patosos, inútiles!

5) Son seres sin cultura que van juntos a todos los sitios, y comparten cama y golpes del destino. Impávidos, perezosos: especialmente el flaco (entre Fred Astaire y Coll, el de Tip): ni le amarga un dulce ni le preocupa nada.

6) El gordo la toma a veces con su colega delgado, pero se necesitan el uno al otro como la tostada y la mantequilla. Es la fuerza de la pareja (por encima de las tareas que emprenden, el lugar en el que están o los individuos con quienes tratan) la que les empuja a seguir viviendo y fabricando gags.

7) Es un humor muy de niños. Lauren y Hardy, sin pretenderlo, hacen la vida imposible a los que les rodean y suelen salir por piernas. Los malentendidos en ocasiones les benefician, pero sólo en un primer momento, y luego continúan siendo igual de indiferentes a la burla y al dolor.

8) Más allá de la duda, del malestar, de la tragedia, del vicio. Infeliz no es lo contrario de feliz. Chaplin se enamoraba y sufría, B. Keaton aprendía a ser valiente y el inadaptado Hulot mostraba las falsas adaptaciones sociales. Lauren y Hardy aspiran… a permanecer juntos.